Instagram

Triabona

Entrevista a Arturo Casado Alda

Campeón de España de 1.500 metros lisos hasta en 4 ocasiones, 2 de ellos indoor y los otros 2 al aire libre ¿Quizás el de 2005 en Málaga es el que guardes mejores recuerdos por ser el primero?

Sí que tengo muy buenos recuerdos de ese campeonato por eso, por ser el primero y tener solo 22 añitos. Fue el año que me consagré y conseguí llegar a la elite nacional e internacional del 1.500 metros y sí que lo recuerdo con mucho cariño, aunque también recuerdo con cariño el año 2008, justo donde gane aquí en Tenerife el Campeonato de España al Aire Libre.

Atleta olímpico participando en los Juegos Olímpicos de Pekin 2008 ¿Cómo viviste aquella experiencia? ¿Tu perdida de Londres 2012 por lesionarte marco un antes y un después para tu carrera?

Si, uno de los momentos más grandes para un deportista es ir a unos juegos olímpicos y para mí Pekín fue algo espectacular, algo que viví al 100% y además fueron unos juegos peculiares porque bueno ya sabes, los chinos querían demostrar al mundo su potencia económica. Al final fueron unos juegos espectaculares, el nido, la villa olímpica donde estaban los mejores deportistas, convivir con ellos, con Nadal, con Gasol, con la selección de baloncesto, bueno, con todos los deportistas españoles, fue muy especial para mí. Sin embargo me quede en semifinales, esperaba un poquito más pero bueno. Y con respecto a Londres decirte que supuso para mí una gran decepción porque tenía muchas ilusiones puestas ahí, solo dos años antes había sido Campeón de Europa y al final tuve una fractura de estrés en el segundo metatarso del pie derecho y me impidió estar ahí. Fue bastante duro pero el deporte es así, hay años buenos, años peores y buenos, al final no pude estar en Londres. Lo viví desde fuera y como anécdota, Luis Felipe Meri que es un saltador de longitud amigo mío y que hemos compartido habitación en otros campeonatos, como sabía que lo había pasado bastante mal, me regalo el chándal que le dieron para Londres y bueno, tuvo ese detalle.

En 2008 cuando quedaste Campeón de España por segunda vez te llevaste este entorchado en la recta final imponiéndote al gran Reyes Esteves y Juan Carlos Higuero ¿Estabas completamente seguro que esa victoria sería tuya?

Pues sí, tenía cierta seguridad porque acababa de hacer la que había sido mi segunda mejor marca de siempre que ha sido 3:33.14 en Roma y además había hecho también mi segunda marca personal en 800 metros de toda mi vida que hice 1:45.59 o algo así, no recuerdo exactamente las centésimas pero fue algo así y claro, estaba muy, muy rápido por la marca del 800 y cuando estas así en una carrera táctica es muy difícil que te ganen y aquí lo bueno que me aproveche un poco del viento, hacía mucho viento y nadie quería tirar y me puse delante. A mí me daba el viento pero como no íbamos muy rápido, íbamos despacito pues daba igual ir delante que ir detrás y al ser táctica se convirtió en una guerra al final y con esa marca del 800 que tenía y entrenos muy rápidos las últimas semanas tenía mucha seguridad que esa victoria no se me iba a escapar.

Tu mayor logro en el atletismo fue sin duda el Campeonato de Europa conseguido en Barcelona en 2010 ¿Recuerdas esa carrera y los momentos previos a la misma?

Sí, yo creo que ha sido los mejores momentos a nivel deportivo de mí vida y los momentos previos si es cierto que había cierta tensión, había mucha expectación por los atletas españoles, estábamos Reyes Estévez, Manuel Olmedo y yo, yo había sido segundo en el Campeonato de España y la verdad que conmigo no contaban porque Reyes se retiraba en Barcelona que era su casa, justo ahí y tenía la última oportunidad de hacerlo bien y Olmedo venía también de ganar el Campeonato de España y de algún modo, a mí se me había liberado un poco esa tensión de esa presión que al final me vino bien. Recuerdo los nervios, la cámara de llamada, entrar al estadio, 80.000 personas, toda mi familia y llegar a un punto de decir pues bueno, si mucha tensión pero estos momentos no se van a repetir, voy a disfrutar, voy hacer lo que se y sonreí, me relaje y a partir de ahí todo empezó a fluir y luego al final cuando lo conseguí, pues como te dije, uno de los momentos más felices de mi carrera deportiva.

Tu padre, Laureano, especialistas en deportes aéreos de riesgo y colaborador del mítico programa de TVE “Al filo de lo imposible” supongo que te inculcará los valores que te marcarían durante tu carrera ¿Él fue quien te inicio en el mundo del atletismo?

Pues sí, mi padre para mí ha sido siempre un referente porque como para mí mi pasión ha sido correr, para él ha sido volar y dentro de su mundo también ha conseguido bastantes retos, hazañas, objetivos y tiene algún record del mundo como saltar en un parapente desde un globo, ha estado en globo en Los Andes, se ha lanzado desde el Aconcagua en globo, te podría contar infinidad de anécdotas de diferentes aventuras que ha realizado y cuando yo empecé hacer atletismo concretamente fue porque  a él le dijo el programa que tendría que subir la segunda montaña más alta de América que es el Ojos de Salado que es un volcán que está en Los Andes y que tiene casi 7.000 metros y le dijeron que le faltaba forma física, le dijeron que tenía que dejar de fumar y tenía que entrenar un poco y se puso a correr por el barrio de Madrid, por Santa Eugenia y yo tenía 8 años y me sacaba a mí a correr y él se daba cuenta que aguantaba muy bien el entrenamiento y yo iba casi mejor que él y luego tuve la suerte que el colegio había equipo de atletismo y el club Larios de aquella época del barrio de al lado. Y si es cierto que empecé con él y si mi padre me ha enseñado los valores que tengo, la educación que tengo lo he adquirido de ellos. Mi padre me trasmitió que la motivación, la ilusión es el motor para conseguir cualquier objetivo o si uno cree que puede es cierto que puede, claro siempre de un modo realista

No te retiraste cuando tú quisiste sino cuando las lesiones te lo dijeron ¿Cómo lleva un atleta de elite y que tan alto ha llegado una retirada así? ¿Se está preparado para este día?

No, la verdad que es muy duro y nunca piensas que ningún día te vas a retirar así y crees que te vas a retirar cuando quieras y te pones un objetivo, justamente esa temporada te lesionas y no consigues alcanzar tu ilusión pero luego te vuelve a pasar al año siguiente y eso es lo que me paso a mí, claro, eso mentalmente te va mermando, te baja la autoestima, después quieres correr a los ritmos que corrías antes y no podía ser, ese era el origen de muchas de las lesiones porque no te adaptas a como tu cuerpo va cambiando, es muy duro porque yo no veía estar en el alto nivel sin dar lo máximo, por eso para mí no era suficiente, también por eso forzaba tanto en los entrenamientos que al final acababa lesionándome y si es muy duro porque son años que van pasando, es un tiempo que tu dedicas el 100%, 24 horas todos los días e intentas, intentas pero al final vez que la cosa no sale y al final bueno fruta mucho pero es algo que forma parte también del deporte de alto rendimiento que también hay que estar preparado y que cuando superas esa etapa, pues también te fortalece mentalmente.

Tenerife imagino que te traiga buenos recuerdos sobre todo porque aquí en 2008 te proclamaste Campeón de España por tercera vez en tu carrera deportiva ¿Has competido muchas ocasiones en nuestra isla? ¿Conoces el resto de las Islas?

He competido una vez en Las Palmas, en una milla urbana en el año 2003 hace un montón de tiempo cuando era un promesilla de primer año, que me envió Andrés Díaz fíjate, porque me dijo que conocía gente y que querían a alguien joven y me propuso a mí. La otra que competí aquí en Canarias fue la de Tenerife en el Campeonato de España pero mira, nunca lo voy a olvidar porque no en todos los sitios quedas campeón de España y menos al aire libre. Recuerdo que la pista era muy bonita, recuerdo a Mario Pestano que también ese día la lio y batió el record de España en disco, en fin, un día muy especial.

Tu mejor marca personal en el 1.500 metros lisos fue de 3:32.70 min conseguida en Berlín el 22/08/2010 ¿Crees que si no hubiese sido por las malditas lesiones hubieses rebajado la marca personal de Fermín Chacho? ¿Qué piensas cuando vez que todavía está invicta su marca de 3:28.95?

No creo que hubiese llegado a ese nivel incluso sin las lesiones, son dos escalones más, quizás llegar a 3:30 hubiese estado ya muy bien pero 3:28 que va, eso es muchísimo, son 4 segundos casi y ese nivel no es fácil pero también te digo que creo que 3:32 no era mi mejor marca y en una carrera ideal, por ejemplo en el momento de Barcelona, Mónaco, en esa época que estaba en un estado de forma excepcional creo que por lo menos 3:31, 3:30 igual hubiese conseguido pero 3:28.95 son palabras mayores.

Post a Comment